Producimos, comercializamos y exportamos aceite de oliva virgen extra
desde España a Europa y al resto del mundo. Tienda online

0item(s)

No tiene artículos en su carrito de compras.

Product was successfully added to your shopping cart.
5

Dieta mediterránea

  • La Dieta Mediterránea protege frente a la atrofia cerebral

    La Dieta Mediterránea protege frente a la atrofia cerebral | iloveaceite news

    El Profesor José J. Gaforio ha publicado un comentario sobre el artículo ‘Mediterranean-type diet and brain structural change from 73 to 76 years in a Scottish cohort’, que acaba de publicarse en la revista Neurology  y que concluye que la Dieta Mediterránea previene la atrofia cerebral.

    El Profesor Gaforio destaca que “a medida que envejecemos, nuestro cuerpo va sufriendo una serie de cambios, algunos de los cuales son notorios. En la actualidad, existe un creciente interés por descubrir métodos para ralentizar el proceso de envejecimiento, uno de los cuales es la dieta”.

    El estudio que comenta el Profesor Gaforio se ha desarrollado en individuos de 73 años que habitan en la región de Edimburgo (Escocia), a los que se les ha hecho un seguimiento durante tres años, desde los 73 a los 76 años para comprobar es si el tipo de dieta influía en los cambios cerebrales propios de estas edades. “La conclusión a la que se llegó es que la Dieta Mediterránea protege frente a la atrofia cerebral en personas de edad avanzada”, explica el profesor.

    “Este estudio no aborda cuál o cuáles de los alimentos que integran esta dieta son los responsables de estos efectos”, señala, “se piensa que la sinergia de todos sus componentes, así como, la forma de condimentarlos serían los causantes de tan interesante efecto protector”.

    La Dieta Mediterránea se define como el patrón alimentario caracterizado por ingesta de aceites de oliva como principal fuente de grasa, un alto cociente entre grasas monoinsaturadas/saturadas, elevado consumo de frutas, verduras, legumbres y cereales no refinados, bajo consumo de carnes y lácteos, consumo de fruta como postre principal, ingesta moderada de vino en las comidas y consumo moderado de pescado.

    Fuente: Olimerca

  • 'El cáncer de mama, una enfermedad con nombre maldito pero se cura'

    La 'dieta mediterránea', rica en virgen extra, reduce el riesgo de cáncer de mama hasta en un 30%Cada año, durante el mes de octubre, las reflexiones sobre el cáncer de mama se hacen de una forma más profunda. El motivo no es otro que la celebración durante este mes de su Día Internacional, lo que exige hacer un balance de los últimos logros conseguidos, por todos, en esta lucha.

    Lo que es evidente es que cada año aparecen tres fármacos nuevos para vencer este mal. Aun así, lamentablemente, el cáncer en la mama es el tumor más frecuente en la población femenina, con 22.000 nuevos casos diagnosticados al año. Aun considerándola un enfermedad maldita, los médicos opinan que no está maldita porque se cura; es de las pocas enfermedades graves que, aseguran, los pacientes se curarán totalmente: entre el 75% y el 85% y si el estadio es precoz, entre el 80% y el 90%.

    Los últimos datos son esperanzadores pero, por otro lado, no eximen a la paciente de secuelas importantes al terminar sus tratamientos. Son mujeres que se encuentran desprotegidas y padecen ansiedad, algunas sufren los efectos residuales de los severos tratamientos: el más evidente el de la pérdida de pelo. Para estas mujeres la palabra cáncer tendrá una marca psicológica dura. Las investigaciones en este sentido en el sector de la cosmética han propiciado que mejoren sensiblemente la calidad de vida de estas personas. La cosmética se he encargado de diseñar productos que, basados en evidencias científicas, alivian los efectos secundarios de las severas terapias oncológicas.

    El efecto adverso más reconocible en las pacientes con cáncer es la alopecia inducida por quimioterapia. Aunque esta alopecia es casi siempre reversible una vez suspendido el tratamiento, al mes se empieza a recuperar el pelo, es cierto que éste presenta características diferentes al original, por lo que a veces es necesario ayudar con algún tipo de cosmética especial.

    Este es el caso de los Laboratorios de California Skin Research que, tras laboriosas investigaciones, han lanzado tres productos tremendamente eficaces: neuLash, neuBrow y neuHair. Estos innovadores productos ayudan a potenciar el crecimiento del cabello y del pelo en cejas y pestañas mejorando la calidad de vida de los pacientes, no solo acortando los plazos de su recuperación capilar sino haciendo que crezca más espeso, sano y bonito.

    La Dieta Mediterránea y el cáncer de mama

    La Dieta Mediterránea, rica en aceite de oliva virgen extra, tiene un importante efecto protector frente al riesgo de desarrollar un cáncer de mama. Así lo concluye el Estudio EpiGEICAM, coordinado por la investigadora del Centro Nacional de Epidemiología del Instituto de Salud Carlos III, Marina Pollán, financiado por la Asociación Española Contra el Cáncer y desarrollado dentro del Grupo Español de Investigación en Cáncer de Mama (GEICAM).

    Este proyecto de investigación colaborativo a nivel nacional, financiado por la Asociación Española Contra el Cáncer desde 2006 con 300.000 euros, analiza la relación entre la dieta y el desarrollo de cáncer de mama.

    De las conclusiones del estudio de investigación publicado en el British Journal of Cancer (BJC), se extrae que el consumo de alimentos de la Dieta Mediterránea puede reducir el riesgo de desarrollar cáncer de mama hasta en un 30% en un cierto subtipo de tumores.

    *Fotografía: proyecto #19mujeres 

    19 mujeres

  • Aceite de oliva virgen extra: el zumo de aceituna 'irreprochable' para los extranjeros

    Aceite de oliva virgen extra: el zumo de aceituna 'irreprochable' para los extranjeros | iloveaceite Aceite de oliva virgen extra: el zumo de aceituna 'irreprochable' para los extranjeros | iloveaceite

    Hace unos días, los profesionales de Okodia que nos encargamos de las áreas de traducción turística y de traducción para hostelería asistimos como invitados a la quinta edición del WOOE- World Olive Oil Exhibition –, un encuentro multidisciplinar sobre el fascinante mundo del aceite de oliva que, la verdad, disfrutamos minuto tras minuto.

    Este año no cabía ni un alfiler en el IFEMA madrileño porque, afortunadamente, el oro verde y producto estrella de nuestra dieta mediterránea atrae la atención tanto de los países que ya conocen el valor del producto – Italia, Australia…-, como de nuevos mercados tan interesantes como los de Dubái, Emiratos Árabes o la República de Sudáfrica. Según los organizadores del WOOE, estos países que descubren por primera vez el aceite de oliva español prefieren adquirir el aove o aceite de oliva virgen extra por tratarse de, según sus propias palabras, “zumos naturales de aroma irreprochable”.

    La frase nos llamó la atención, así que buscamos información sobre las características del aove y por qué esos mercados internacionales se han enamorado de un producto tan nuestro como es el aceite de oliva virgen extra español, un producto que se encuentra entre los primeros puestos en la lista de exportaciones españolas de productos agroalimentarios.

    Aceite de oliva virgen extra: el zumo de aceituna 'irreprochable' para los extranjeros | iloveaceite

    Las interesantes propiedades saludables del aceite de oliva virgen extra
    En España estamos tan habituados a consumir aceites de oliva  y a conocer sus beneficios para la salud que no nos damos cuenta del impacto que puede suponer en los consumidores de otros países saber que el aceite de oliva virgen extra es capaz de:

    Prevenir enfermedades coronarias reduciendo en hasta un 30% la posibilidad de sufrir un infarto (Fuente: Estudio PREDIMED. http://secardiologia.es/multimedia/blog/4615-beneficios-dieta-mediterranea-estudio-predimed). El aceite de oliva virgen extra debe esta importante función preventiva a su alto porcentaje en ácido oleico, un tipo de ácido graso monoinsaturado que ayuda a disminuir los niveles de colesterol “malo” o LDL y a aumentar el colesterol “bueno”, el HDL.

    Disminuir la inflamación de las articulaciones minimizando así, la presencia de ese dolor crónico que, como dice la OMS, es un grave problema de salud pública. En este sentido el aceite de oliva virgen extra sería el gran aliado de las personas que sufren enfermedades crónicas e incapacitantes tan severas como la artritis, la artrosis, la fibromialgia, el Síndrome de Fatiga Crónica o la espondilitis anquilosante.

    Prevenir el deterioro cognitivo. Los resultados de las últimas investigaciones científicas sobre el aceite de oliva virgen extra hacen pensar que este rico producto natural podría retrasar la aparición de ese temido deterioro mental llamado Alzhéimer (Fuente: El Mundo Salud) http://www.elmundo.es/elmundosalud/2013/04/23/neurociencia/1366741445.html).

    Prevenir el 50% de los casos de diabetes tipo II. Esta cualidad del aceite de oliva virgen extra fue publicado en un artículo de la revista científica Diabetes Care titulado “Mediterranean Diet and Type 2 Diabetes Risk in the European Prospective Investigation Into Cancer and Nutrition (EPIC) Study”. http://care.diabetesjournals.org/content/34/9/1913.full.pdf+html?sid=27cf4cfe-df4c-4958-b81d-037e1a04df2f

    Recuerdo que los profesionales del área de traducción turística de Okodia tradujimos parte de este artículo para unas ponencias sobre el turismo de salud. Al parecer, y según los autores del texto, las grasas saludables que contiene el aceite de oliva virgen extra regularían tanto el contenido de azúcar en sangre como la producción natural de insulina.

    En definitiva, el aceite de oliva virgen extra tiene unas propiedades tan beneficiosas para la salud y, además, está tan rico que no es extraño que todo el mundo quiera probarlo y disfrutarlo. No sé si el calificativo “irreprochable” es el más acertado para este zumo natural, quizás el término “milagroso” sería más adecuado, pero claro, eso deben decirlo los auténticos expertos en aceite de oliva virgen español, no unos meros traductores que sólo están profundamente enamorados de este saludable pilar de nuestra dieta mediterránea.

  • Los efectos saludables de los aceites de oliva y la Dieta Mediterránea según la Universidad de Navarra

    Los efectos saludables de los aceites de oliva y la Dieta Mediterránea según la Universidad de Navarra Los efectos saludables de los aceites de oliva y la Dieta Mediterránea según la Universidad de Navarra | iloveaceite News

    La Dieta Mediterránea se define como el patrón alimentario caracterizado por ingesta de aceites de oliva como principal fuente de grasa, un alto cociente entre grasas monoinsaturadas/saturadas, elevado consumo de frutas, verduras, legumbres y cereales no refinados, bajo consumo de carnes y lácteos, consumo de fruta como postre principal, ingesta moderada de vino en las comidas y consumo moderado de pescado.

    La Dieta Mediterránea mejora los factores de riesgo cardiovascular, como son la presión arterial, el perfil lipídico, la disfunción endotelial, el estrés oxidativo y el estado trombogénico. Además, es conocido el efecto beneficioso de esta dieta en el metabolismo hidrocarbonado tanto en sujetos normales como en sujetos con diabetes mellitus (DM) tipo 24.

    De hecho, análisis previos de la cohorte SUN (Seguimiento Universidad de Navarra) demostraron una reducción de la incidencia de DM tipo 2 en aquellos sujetos sanos con mayor adherencia a este patrón global de dieta. También se ha demostrado la protección de la dieta mediterránea frente a la incidencia de diabetes en una cohorte de supervivientes de infarto de miocardio6.

    El aceite de oliva virgen es la principal fuente de ácidos grasos monoinsaturados (AGM) en la dieta mediterránea con un 55-85% constituido por ácido oleico. Y el ácido oleico contenido en el aceite de oliva virgen suele representar el 60-80% de toda la ingesta de este ácido graso.

    Pero además, el aceite de oliva virgen contiene antioxidantes entre los que destacan la Vitamina E, carotenos y compuestos fenólicos entre los que se encuentran el hidroxitirosol y el tirosol entre otros.

    Estos fenoles, microconstituyentes del aceite de oliva virgen, son importantes en desarrollo de insulinorresintencia y, finalmente, del síndrome metabólico8. Recientemente se ha constatado una reducción en la actividad inflamatoria de determinadas enfermedades crónicas con un trasfondo inmunológico tras la administración de aceite de oliva9.

    Distintos estudios han mostrado la mejoría en el perfil metabólico de los AGM en sujetos con DM2 así como los efectos protectores de estos ácidos en concreto sobre el desarrollo de la enfermedad cardiovascular.

    Sin embargo, no existe ningún estudio epidemiológico amplio hasta la fecha que haya analizado la asociación entre el consumo específico de aceite de oliva como elemento independiente y el riesgo de DM.

    Si bien otro tipo de grasas como las grasas trans han sido objeto de estudios específicos mostrando un aumento del riesgo de diabetes del 39% al aumentar en un 2% de la energía total el aporte de grasas trans.

    Fuente: Consumo de aceite de oliva e incidencia de diabetes mellitus en la cohorte española seguimiento Universidad de Navarra (SUN) / Olive oil consumption and incidence of diabetes mellitus, in the Spanish sun cohort

  • Universities as Chicago and Colorado certify the benefits of Mediterranean Diet rich in extra virgin olive oil

    The mediterranean Diet benefits | iloveaceite news

    Researchers at the University of Chicago say the gut flora of an allergy sufferer is significantly different from that of a non-allergic person, suggesting that differences in the composition of the bacterial community in the gut influence the development of allergies. In a test of infants with cow’s milk allergy, those given the probiotic showed no biomarkers of the allergy in their stool samples compared with those not taking the probiotic.

    Food allergies have increased by 20 per cent in the developed countries over the past decade. The increase has mainly been the result of overuse of antibiotics, a high-fat/low-fibre diet and low exposure to infectious diseases, as well as formula feeding, say the researchers (ISME J., 2015).

    The benefits of vitamin C seem to be endless. It appears that taking the supplement every day can reduce your risk of heart disease if you are overweight and could be as beneficial as exercise.

    However, to get the real benefits, you need to be taking an amount that is more than 10 times greater than the recommended daily allowance. Health officials tell us we only need to be taking 40mg/day of the vitamin. However, researchers estimate that overweight people require at least 500mg/day to even begin to reduce their risk of cardiovascular disease.

    The researchers at the University of Colorado measured levels of endothelin (ET)-1 protein in the blood of 20 overweight volunteers and matched their progress against a group of 15 volunteers who carried out regular aerobic exercise instead.

    Levels of ET-1 are an indicator of likely constriction or narrowing of small blood vessels, which can lead to heart disease and heart attack. While exercise has been shown to lower ET-1 levels, it is often difficult to get the overweight to exercise regularly.

    In this study, the researchers discovered that the vitamin supplement was as successful as exercise at lowering levels of ET-1.

    Elderly people who are housebound should be taking vitamin D supplements to compensate for lack of sunshine. The vitamin plays a key role in maintaining muscle strength and so could help reduce the risk of falls, researchers believe.

    Although doctors are advised to prescribe cholesterol-lowering statins to anyone they believe has at least a 10 per cent chance of suffering a stroke during the next 10 years, they would probably be better off advising them to follow the Mediterranean diet (rich in extra virgin olive oil). This is the advice of a leading heart specialist.

    The diet, coupled with exercise and not smoking, could be as effective as taking statins and without the side effects, says Aseem Malhotra, a cardiologist at the Frimley Health NHS Foundation Trust.

    Source

  • La Dieta Mediterránea favorece las bacterias intestinales beneficiosas para prevenir la obesidad

    lLa Dieta Mediterránea, rica en aceite de oliva virgen extra, favorece el crecimiento de bacterias intestinales beneficiosas para prevenir la obesidad | iloveaceite News lLa Dieta Mediterránea, rica en aceite de oliva virgen extra, favorece el crecimiento de bacterias intestinales beneficiosas para prevenir la obesidad | iloveaceite News

    Investigadores del Instituto Maimónides de Investigación Biomédica (IMIBIC), del Hospital Universitario Reina Sofía de Córdoba, y del Centro de Investigación Biomédica en Red (CIBER), del Instituto de Salud Carlos III, han demostrado la importancia de la Dieta Mediterránea, rica en aceite de oliva virgen extra, en el desarrollo de bacterias intestinales que reducen el riesgo de padecer obesidad. Este modelo de alimentación aumenta la población de microorganismos beneficiosos que previenen la aparición de alteraciones derivadas del sobrepeso, en especial, la diabetes y enfermedades cardiovasculares. Por este motivo, los expertos consideran que la Dieta Mediterránea puede ser una herramienta útil para tratar o corregir los desequilibrios propios de la obesidad y sus consecuencias.

    La flora bacteriana del intestino o microbiota está formada por miles de especies de microorganismos. La mayoría de ellos son beneficiosos aunque también los hay perjudiciales. Con el paso de los años, la variedad de microbios saludables se pierde por diversas causas, entre ellas, cambios en la dieta o el uso de antibióticos.

    Según constatan diversos estudios clínicos, este desequilibrio en la composición microbiana puede desencadenar problemas cardiovasculares y enfermedades como la obesidad y sus consecuencias. Entre éstas destaca el denominado síndrome metabólico, un conjunto de patologías como hipertensión, aumento de triglicéridos, niveles bajos de colesterol bueno o HDL y diabetes.

    Los investigadores han demostrado que esta población bacteriana se mejora a través del modelo nutricional mediterráneo. “El consumo de esta dieta, a largo plazo, puede corregir la alteración de la flora intestinal, ya que aumenta los microbios beneficiosos”, explica a la Fundación Descubre el responsable de este proyecto, Francisco Pérez-Jiménez, del Instituto Maimónides de Investigación Biomédica.

    El experto considera que la posibilidad de modificar la microbiota es útil para prevenir las alteraciones derivadas de la obesidad. “Las personas que sufren síndrome metabólico, por su desequilibrio bacteriano, ganan peso en mayor proporción de lo que se espera por el consumo de calorías. En esta situación, la dieta mediterránea se convierte en un mecanismo que puede reducir el riesgo de padecer esas enfermedades”, asevera el investigador.

    La ‘batalla’ de las dietas

    Para alcanzar estas conclusiones, que se recogen en el artículo ‘The gut microbial community in metabolic syndrome patients is modified by diet’, publicado en la revista Journal Nutrition Biochemistry, los científicos realizaron un estudio con 239 pacientes con enfermedad coronaria. De ellos, 128 padecían síndrome metabólico mientras que el resto, 101, no presentaba dicha patología.

    Durante dos años, ambos grupos se sometieron a dos dietas saludables. Por un lado, la mediterránea y, por otro, la recomendada por la Sociedad Americana de Cardiología, y la mayoría de países anglosajones, que se diferencia de la primera por su menor contenido en grasa.

    Después de 24 meses, las personas con síndrome metabólico que habían seguido el modelo mediterráneo mostraban un crecimiento de las bacterias beneficiosas y una reducción de las dañinas, situación que no se produjo en los pacientes alimentados según el patrón anglosajón.

    El estudio también confirmaba que los enfermos con síndrome metabólico presentaban un desequilibrio en la proporción de bacterias, con menor cantidad de población saludable. “En estos pacientes, el consumo de la dieta mediterránea restaura los niveles de microorganismos beneficiosos que se igualan a los de las personas que no padecen estas alteraciones metabólicas”, explica el investigador Antonio Camargo García, del Instituto Maimónides de Investigación Biomédica.

    Alternativa al trasplante de bacterias

    El uso de la dieta supone, además, que la modificación de la microbiota sea estable, es decir, que la sustitución de bacterias perjudiciales por las buenas no sea transitoria. Éste es el principal problema del trasplante de bacterias intestinales, un procedimiento que, según han demostrado estudios recientes, es válido para adelgazar. “Algunas investigaciones han confirmado que si ponemos bacterias de una persona delgada en otra obesa, ésta pierde peso. Sin embargo, es un efecto transitorio porque, con el tiempo, esos microorganismos desaparecen”, explica Pérez-Jiménez.

    Con la Dieta Mediterránea, los expertos han demostrado que la flora intestinal se mantiene inalterable durante dos años por lo que, indican, puede ser una vía para mejorar la obesidad y sus complicaciones.

    A partir de este estudio, financiado por la Consejería de Economía y Conocimiento de la Junta de Andalucía, se abren nuevas líneas de investigación para analizar otros posibles mecanismos que pueden ser modificados a través de la dieta. En concreto, los expertos trabajan ya en el metabolismo de la glucosa con el objetivo de mejorar la sensibilidad a la insulina y la diabetes.

    Referencia:

    Carmen Haro, Sonia García-Carpintero, Juan F. Alcalá-Díaz, Francisco Gómez-Delgado, Javier Delgado-Lista, Pablo Pérez-Martínez, Oriol A. Rangel Zúñiga, Gracia M. Quintana-Navarro, Blanca B. Landa, José C. Clemente, José López-Miranda, Antonio Camargo, Francisco Pérez-Jiménez. (2015). ‘The gut microbial community in metabolic syndrome patients is modified by diet’. Journal Nutrition Biochemistry. http://dx.doi.org/10.1016/j.jnutbio.2015.08.011

Elementos 1 a 6 de un total de 10

  1. 1
  2. 2